Gregory Puret - Ostheopath

Áreas de intervención

La osteopatía se recomienda para cualquier tipo de dolor, crónico o agudo, de origen traumático o no.

Un tratamiento osteopático, por lo general se centra en tres áreas de trabajo:

  • – La movilización, estiramiento y fortalecimiento del sistema musculoesquelético (articulaciones, músculos y ligamentos).
  • – La relajación y tonificación de los órganos y vísceras y el estiramiento de las fascias que unen los músculos y los huesos.
  • – Movilización, estiramiento y equilibrio del eje craneosacral, conectado con el sistema nervioso.

La naturaleza de la molestia no sólo puede afectar a los músculos, los huesos y las articulaciones, sino también a los órganos, al craneo y al estado general.

Este tratamiento también es recomendable en el marco de la atención post-operatoria con trabajos específicos sobre cicatrices y adherencias de tejidos que puedan estár causando diversos problemas de salud.

Los síntomas más comunes tratados son:

  • Dolor de espalda, de cuello y dolor en las articulaciones
  • Síndrome del túnel carpiano
  • Neuralgia (ciática cruralgia …)
  • Secuelas de esguinces, fracturas
  • Cicatrices, adherencias
  • Dolores de cabeza, migrañas
  • Trastornos de sueño y/o de concentración
  • Dolor de estómago, reflujo ácido y trastornos digestivos
  • Asma y afecciones respiratorias
  • Estrés, ansiedad
  • Cambios de humor, depresión